Consolación del Sur, ciudad ecléctica

Consolación del Sur se fundó en 1690. En una pequeña aldea despoblada que comenzó a crecer en importancia económica y social a principios del siglo XIX con el fin del «estanco del tabaco» impuesto por la corona española.

Ello atrajo a vegueros y hacendados que se ubicaron en las márgenes de Río Hondo, tierras de especial calidad para el cultivo de la solanácea.

Pronto creció la actividad comercial, las construcciones en el centro urbano y la población. Para principios del siglo XX Consolación del Sur comenzó a llamarse la Atenas de vuelta abajo. Lo que atrajo varias oleadas migratorias, estimuladas además, por el aparente periodo de bonanza económica que vivía Cuba tras la primera guerra mundial y que se llamó popularmente como la “danza de los millones”.

Tradiciones arraigadas por tres siglos, e influenciadas por emigrantes españoles, norteamericanos, chinos y japoneses entre otros condujeron a una ciudad con un bello eclecticismo en su urbanidad.

Reconstrucción de la ermita fundacional de 1690/ Foto: Pedro L. Rodríguez Gil
Predominan en la primera mitad del siglo XX construcciones con elementos neoclásicos/ Foto: Pedro L. Rodríguez Gil
Combinación de estructuras de metal con hormigón/ Foto: Pedro L. Rodríguez Gil
Edificios racionalistas de la segunda mitad del siglo XX/ Foto: Pedro L. Rodríguez Gil
Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Ingrese aquí Captcha : *

Reload Image