Curso escolar ante la COVID-19 en La Palma

Los efectos de la COVID-19 se han hecho visibles en el desarrollo del curso escolar en Pinar del Río. El sector de la educación palmera readecua estilos y modos de interacción entre profesores y educandos, un hecho que marca la cotidianidad en el último año.

Grados terminales como el duodécimo enfrentaron, en La Palma, el reto de la preparación de cara al ingreso a la educación superior.

A inicios de 2021 y bajo medidas de control y pesquisaje comenzó el curso de manera presencial. Febrero marcó un panorama sanitario poco favorable, obligando a adoptar estrategias diferentes para dar continuidad al proceso de eseñanza aprendizaje.

Curso escolar ante la COVID-19 en La Palma

Curso escolar ante nuevos desafíos

Según informa Yosvani Rodríguez de la Torre, director municipal de Educación en el territorio, el uso de las tecnologías permiten atenuar los efectos del distanciamiento social que impone la pandemia.

Muchas de las instalaciones educacionales palmeras son hoy centros de aislamiento, precisa el directivo.

“Nuestros docentes participan de manera activa en la lucha contra la pandemia. Hemos tenido a nuestros maestros en zona roja prestando sus servicios manteniendo la vitalidad de las instituciones devenidas hospitales de campaña”

Añoranza por las aulas y el reencuentro en ese espacio de saberes compartidos. El curso escolar también se redimenciona en medio de circunstancias aun difíciles. La COVID-19 deja enseñanzas que pueden ser aplicables incluso en la nueva normalidad.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.