Trabajadores de educación y el INDER en la primera línea ante la COVID-19

La entrega sin límites del personal de educación y del INDER en esta etapa de pandemia tiene su máxima expresión en su trabajo en zona roja.

En el hospital de campaña habilitado en el seminternado Liberato Domingo Azcuy del municipio La Palma, la labor que realizan mantiene la vitalidad de áreas claves en los servicios.

Alicia Herrera Quintana, directora del centro comenta, que el personal tanto docentes como de servicio asume una responsabilidad que decide en el funcionamiento de la improvisada institución de salud.

INDER labores de limpieza centros hospitalarios

“ Desde que nos dieron la tarea nos convencimos de su importancia y de la sensibilidad que entraña. Nuestro personal es muy cercano a los niños y aquí hacemos todo por su bienestar”

Alicia Herrera Quintana, directora

Superar los temores y servir a los semejantes en una situación como la que vivimos es fundamental, nos asegura Alicia.

“ Todos sentimos miedo cuando comenzamos, tenemos familia y nuestro trabajo en zona verde nos hace entrar y salir. Aquí se adoptan todas las medidas y se va ganando en confianza y seguiremos enfrentando este reto.”

Alicia Herrera Quintana, directora

El INDER, de las instalaciones deportivas al servicio solidario

La limpieza del centro es asumida por el personal del INDER que durante toda la etapa de pandemia han estado presentes en centros de aislamiento, en la agricultura y en labores de mensajería.

Para Alexander Caballero no hay mayor satisfacción que servir a quienes están pasando por situaciones como estas. De entrenador de baseboll pasó en el último año a estar presente en los centros de aislamiento extendiendo su mano.

“ Esta es una etapa difícil, nos demuestra cuanto necesitamos los unos de los otros y para nosotros no existe un no, estamos en muchos frentes ayudando y aportando. Creo que somos junto con los educadores y el personal de la salud una fuerza vital para enfrentar esta enfermedad.”

Alexander Caballero, metodólogo

Hombres y mujeres para los que no existe horarios en su afán de servir. Cuidar de quienes se encuentran hoy bajo el azote de la enfermedad guía su actuar un mérito que los inscribe en la historia de estos tiempos difíciles.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Ingrese aquí Captcha : *

Reload Image