Pollo al curry y ensalada caliente de berenjena y hierbas aromáticas

Algunos lectores han solicitado que trate el tema de cómo se sirve una mesa. Lo primero a tener en cuenta es qué tipo de mesa es la que se va a preparar y para qué: puede ser una cena normal para la familia, una cena con invitados, para banquetes, bodas, bautizos, etc. Cada una va a tener diferentes formas de llevarla a cabo.

Pero lo fundamental que debemos tener en cuenta es cómo enseñemos a los más jóvenes y a los no tan jóvenes a sentarse a la mesa, a utilizar las cucharas, los cuchillos y los tenedores, así como los platos. Si no se dispone de variedad que se sepa, al menos, que existen y cómo se deben utilizan en un momento dado sin pasar penas.

En el caso de la cena familiar, si se dispone de los elementos, no debemos permitir que todo se coma con la cuchara, ni que todo se sirva en el mismo plato, que se coja las carnes con la mano, a no ser la de pollo que sí se coge con las manos. Si no se dispone de platos suficientes al menos ponerlo por separado en el mismo plato, sin formar “un arroz con mango”. Que se sienten todos a la mesa incluso los más pequeños, para que se sientan parte y a la vez educarlos con el ejemplo. O por lo contrario, si son muchos, habilitar una mesa para ellos y que sean vistos y orientados por los mayores.

En una mesa con invitados, se deben poner dos platos, uno llano y uno hondo; pero podemos encontrar sobre todo en restaurantes que se pone un solo plato sobre la mesa (como un porta plato), donde se van poniendo los platos y se retiran cuando se termina, siendo sustituido cada vez que se sirve un nuevo plato con el alimento. De lo contrario, uno para la sopa, el potaje y caldo en general se sirven en platos hondos o tazones. A muchas personas les gusta comer el potaje de frijoles solo y dejan unas cucharas para mojar el arroz. Lo que es el arroz y otra guarnición, en el plato llano o en su efecto fuentes para comer; aparte de las de servir en la mesa. Al lado izquierdo del plato principal se pone un plato pequeño auxiliar, para poner la mantequilla u otra pasta.

En cuanto al orden de los cubiertos en la mesa, se tienen dos reglas conocidas. Una sitúa los tenedores a la izquierda y los cuchillos y cucharas a la derecha, y la otra aconseja ordenarlos de acuerdo a su utilización poniendo más alejados del plato el primero que se va a emplear; se debe tener en cuanta que las puntas del tenedor se deben poner hacia arriba, el filo del cuchillo contra el plato y la cuchara hacia arriba

La cuchara grande o sopera, como se dice, para los caldos, cremas y potajes, la cucharita pequeña para los postres; de ser una comida de más relieve en que se sirva entrante, se pone indistintamente una cuchara alargada por lo general más pequeña o también puede ser un tenedor pequeño y alargado, esto en caso de entrantes, ensaladas, cocteles, etc. En algunos casos estos platos vienen ya con el cubierto correspondiente.

El tenedor, lo mismo, se utiliza para aguantar la carne y cortarla sin que salga volando por los aires y para comer la comida sólida fundamentalmente.

En el caso de los cuchillos, el dentado se emplea para picar las carnes. En caso de no tener el implemento adecuado, se utiliza el segundo cuchillo para untar la mantequilla u otra pasta que se ponga en la mesa.

Cuando se sienta uno a la mesa se toma la servilleta, esta debe estar doblada de la forma más sencilla y se pone sobre las piernas y se utiliza antes y después de llevarse una copa o un vaso a la boca. Y cuando los labios queden embarrados por la propia comida o la salsa. La servilleta, una vez utilizada, se devuelve a las rodillas. Si por casualidad la servilleta cae al suelo, no se debe recoger, eso es función del que atiende la mesa (el mochila), al igual que si cae el tenedor, la cuchara u otro objeto. Al terminar de comer la servilleta  se pone en la mesa descuidadamente, nada de estarla doblando: es de mal gusto.

En el caso de pan, cuando lo pone en la mesa se debe tomar y partir con las manos. No así las tostadas, que se comen untadas de la mantequilla o de la pasta que la acompaña.

En el caso de los líquidos en la mesa, el agua puede ser en un vaso o en una copa grande y se debe colocar a la izquierda de la copa de los vinos. Los vinos se sirven es una copa más pequeña y si se utiliza más de un vino se pone más de una copa en la mesa.

La cerveza puede ser en copas especiales para ella o puede ser en un vaso alargado. En caso de brindar licor o crema, es preferible traerlo junto con la bebida. Está en dependencia de lo que disponga.

Si se van a poner adornos en la mesa deben ser pequeños, que no estorben ni que dificulte visibilidad de los comensales.

Cuando se va sentar a la mesa, el anfitrión es el que dispone el orden donde se sentarán los invitados, ya sea verbal o mediante señalizaciones específicas. Nunca se debe sentar un hombre a la mesa mientras exista una mujer de pie, los primeros en sentarse deben ser los anfitriones.

Bueno, existen otras formas de acuerdo a la región o país, también más observaciones y detalles pero por hoy basta. Esto es de forma general. Quizás hablaremos más en otro momento.

Hoy les traigo salsa vinagreta de apio, salsa chimichurri, ensalada caliente de berenjena y hierbas aromáticas, pollo al curry.

Salsa vinagreta de apio

Ingredientes (varios servicios):

Ocho ramas de apio, 4 ramas de perejil,  2 huevos cocidos, ½ cucharada de vinagre, 1/8 cucharadita de mostaza, 2 dientes de ajo, 1 taza de aceite y sal a gusto

Preparación:

Lave y pique bien fino el apio y el perejil. Pique los huevos finamente, sin hacerlos puré. Limpie y macere los ajos.

Tome un tazón, úntelo bien con el ajo y agréguele el apio, el perejil, el vinagre, la mostaza, el aceite y la sal. Mézclelo todo bien, agréguele el huevo, puntéelo de sal y vinagre.

Salsa chimichurri

Salsa chimichurri
Salsa chimichurri. Foto: Okdiario.

Ingredientes (varios servicios):

Un pimiento maduro, 1 taza de vino tinto, 1 cucharada de vinagre, 1 cebolla, 2 dientes de ajo, ¼ cucharadita de pimentón, 1 hoja de laurel, ½ taza de aceite, orégano, pimienta y sal a gusto

Preparación:

Limpie, lave y pique bien fino el ají. Limpie y pique bien fina la cebolla. Limpie y macere los ajos. (Puede poner el ají, la cebolla, el ajo en un procesador y molerlo).

Ponga en un tazón o recipiente de cristal que se pueda poner en el horno microondas, el ají, la cebolla, los ajos, el pimentón, el vino, el vinagre, el laurel, el orégano, la pimienta y sal  y el aceite. Mézclelo todo bien, puntéelo de pimienta y sal a gusto. Póngalo 2 minutos al horno microondas, retírelo, déjelo refrescar y se sirve fría para acompañar.

De no tener horno, póngalo en un recipiente normal y póngalo a la candela dos minutos, lo baja y lo deja refrescar igual.

Ensalada caliente de berenjena y hierbas aromáticas

Ensalada caliente de berenjena y hierbas aromáticas
Ensalada caliente de berenjena y hierbas aromáticas. Foto: Cookpad.

Ingredientes (4 servicios):

Cuatro berenjenas, ½ taza de harina, 1 cebolla, 1 tomate, 2 zanahorias, 4 dientes de ajo, 4 grano de pimienta, 2 hojas de laurel, ½ mazo de perejil, 4 ramas de apio, 1 cucharadas de vinagre, ¼  taza de vino o vino seco, 1 cucharada de jugo de limón o dos rodajas de limón, 1 cucharada de miel, aceite, pimienta y sal a gusto.

Preparación:

Lave y pique en lascas longitudinales las berenjenas, póngalas en una fuente con sal y déjelas en reposo. Limpie y pique en ruedas finas la cebolla. Lave y pique en cuatro el tomate. Limpie, lave y pique en tiras fina la zanahoria. Limpie y macere los ajos. Limpie, lave y pique finamente el perejil y el apio.

Ponga a la candela una cacerola con aceite, cuando esté caliente, tome las berenjenas y páselas por la harina y póngalas a freír, no debe poner muchas a la vez, hasta que doren, sáquelas y póngalas en una fuente y trate de mantenerlas calientes.

Mientras, ponga otra cacerola a la candela con 2 cucharadas de aceite, la cebolla, el tomate, los ajos, las hojas de laurel, la mitad del perejil y apio, la zanahoria, sofríalo todo. Agregue el vino, el vinagre, el limón, la miel, los granos de pimienta, salpimiente bien y déjelo cocinar hasta que se reduzca el líquido y la salsa se espese.

Cuando termine de freír las berenjenas y tenga listo el aliño agrégueselo por encima a las berenjenas y polvoréele por encima el resto del perejil y apio. Sírvala caliente en la mesa.

Pollo al curry

Pollo al curry
Pollo al curry. Foto: Anna recetas fáciles.

Ingredientes (4 servicios):

Ocho muslos de pollo, 1 cebolla, 4 dientes de ajo, 2 cucharadas de jengibre lasqueado y de cúrcuma lasqueada, 1 rajita de canela, aceite, pimienta y sal a gusto.

Preparación:

Limpie y lave los muslos de pollo. Limpie y pique en ruedas finas la cebolla. Limpie y macere los ajos. Lave el jengibre y la cúrcuma.

Ponga a la candela una cacerola con 4 cucharadas de aceite y dore los muslos de pollo. Sáquelos y resérvelos.

Ponga a fuego lento la cacerola, agréguele los ajos y la cebolla y déjelos hasta que la cebolla se ponga transparente, añada el jengibre, la cúrcuma y déjelo sofreír 2 minutos. Parta la canela a mitad y añada las dos mitades a la cacerola junto con una taza de agua, pimienta y sal. Agregue los muslos de pollo déjelo cocinar hasta que espese la crema y los muslos estén cocinados.

Pollo a la sirena

Receta con pollo.
Receta con pollo. Foto: Cocina casera y fácil.

Ingredientes (4 servicios):

Ocho muslos de pollo, 8 ruedas de pan, 1 taza de caldo (el que disponga o agua), 1 taza de vino tinto, 2 cucharadas de jugo de naranja, 2 cucharadas de manteca o aceite, 1 cebolla, 2 zanahorias, ¼ mazo de perejil, ¼ cucharadita de nuez moscada, pimienta y sal a gusto.

Preparación:

Limpie, lave y dele un corte a los muslos de pollo y colóquelos en una fuente. Limpie y pique en ruedas finas la cebolla. Limpie, lave y pique en ruedas finas la zanahoria. Lave y pique bien fino el perejil.

Agréguele a los muslos de pollo el jugo de naranja, pimienta y sal; se deja en reposo ½ hora.

Ponga una cacerola a la candela con la manteca y la cebolla. Agregue los muslos de pollo, déjelos sofreír, luego añada el adobo, la zanahoria, la mitad del perejil, el caldo, el vino, la nuez moscada, puntéelo de sal y déjelo cocinar hasta que se consuma el caldo, de ser necesario agregar más caldo y vino hasta que estén cocinados los muslos de pollo. Cuando estén y el caldo se reduzca quedando una salsa a gusto, bájelo.

Mientras, ponga a la candela una cacerola con manteca y cuando esté caliente fría las ruedas de pan hasta que se doren, sáquelas y póngalas en una fuente llana.

Cuando estén los muslos, bájelos y coloque los muslos y la salsa encima de las ruedas de pan frita. Polvoréele por encima el resto del perejil picado.

Fuente Cubadebate
Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Ingrese aquí Captcha : *

Reload Image