Suman 47 las muertes en Colombia en jornadas de protestas

Un total de 47 personas murieron asesinadas, 39 como consecuencia de la violencia policial, en el contexto del paro iniciado el pasado 28 de abril en Colombia, reflejan hoy estadísticas de organizaciones de derechos humanos.


Un informe elaborado de forma conjunta por el Instituto de Estudios para el Desarrollo y la Paz y Temblores ONG, indica que en estas jornadas de protesta contra el gobierno de Iván Duque, tuvieron lugar 963 detenciones arbitrarias.

Ambos colectivos advierten de 12 casos de violencia sexual, 548 desaparecidos, 28 víctimas de heridas en los ojos, 278 agresiones por la policía, y mil 876 hechos violentos.

La mayoría de las víctimas mortales en este escenario de violencia y represión policial tienen menos de 36 años y cuatro eran menores de edad.

La ciudad de Cali, localizada a unos 453 kilómetros al suroeste de Bogotá, es la más golpeada con 25 muertes, asevera el reciente balance de ambas entidades.

El académico Jairo Estrada advirtió que lo de Cali es para tenerlo en cuenta porque allí se ensaya un modelo de guerra urbana contrainsurgente (contra el ‘terrorismo de baja instensidad’), que conjuga fuerza pública (incluidos agentes encubiertos) con accionar paramilitar e intentos de movilización social.

‘El accionar paramilitar en esa urbe desde carros de alta gama y motos, disparando contra población inerme y en ejercicio del derecho a la protesta, ha sido práctica por décadas en los territorios de la Colombia profunda. La guerra contra el pueblo ahora es también urbana’, alertó.

De igual forma, la reconocida política Clara López señaló que, en esa ciudad se está desarrollando un plan piloto de represión para el resto del país.

Denunció por medio de su cuenta en Twitter que el Ejército se tomó el aeropuerto y descargó material y personal de guerra, mientras algunos insensatos de élite caleña arman grupos paramilitares.

Aun así, continúan las marchas en el país para exigir al gobierno de Duque el cese de la militarización de las calles y la violación de los derechos humanos en el país.

Para el columnista Daniel Samper Ospina, la situación que vive Colombia indica que ‘asistimos al entierro del uribismo (que no será ni breve ni pacífico)’.

Fuente Prensa Latina
Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Ingrese aquí Captcha : *

Reload Image